Fajitas de Pollo

  • Fajitas de Pollo

  • Fajitas de Ternera

  • Fajitas de Carne Picada

  • Fajitas Mexicanas

  • Fajitas de Pescado


  • "Fajitas de Pollo"

    Fajitas de Pollo



    Os mostramos aquí una receta para hacer unas tradicionales fajitas de pollo en casa, detallada paso a paso para que te resulte sencilla de preparar. Si te gusta la comida mexicana, te encantará preparar estas fajitas.

    Ingredientes:

    - Tortillas de harina
    - Pechuga de pollo, unos 250 gramos
    - Una cebolla mediana
    - Un pimiento rojo
    - Un pimiento verde
    - Un pimiento amarillo
    - Dos dientes de ajo
    - Tomate triturado, medio vaso
    - Un chile o una cayena o un poco de Tabasco
    - Vino blanco, medio vasito
    - Sal
    - Pimienta negra molida
    - Aceite de oliva virgen


    Preparación:

    Las fajitas son otra de esas especialidades de la cocina mexicana que son mundialmente conocidas, y que hoy en día se pueden encontrar en muchos restaurantes, e incluso ya preparadas en supermercados y grandes superficies. Aunque los ingredientes básicos son similares a otras recetas mexicanas, las fajita se caracterizan porque los mismos se presentan cortados en juliana, es decir, en tiras alargadas, se saltean y se sirven acompañados de las tortillas calientes y salsas, para que cada uno se prepare el taco (como se denomina a la tortilla con el relleno de forma genéricaa) a su gusto.

    Una de las formas más conocidas de preparar las fajitas es esta que os vamos a mostrar a continuación, empleando carne de pollo para ello. Comenzaremos preparando los ingredientes principales, para lo que vamos a lavar y trocear en tiras alargadas los pimientos, que si no tienes de diferentes colores puedes usar los que tengas, aunque esa combinación de colores y sabores le da un toque especial muy interesante. La cebolla la pelamos y la cortamos en juliana también. Los ajos los laminamos en finas láminas. Y la pechuga de pollo la lavamos bien, quitamos los restos sobrantes y la cortamos igualmente en tiras alargadas y finas.

    Ponemos una sartén de buen tamaño con aceite de oliva virgen a calentar a fuego medio, y ponemos a rehogar la cebolla y los pimientos troceados, añadiendo sal por encima para ayudar a que se pochen bien. Agregamos un chile picado o bien un par de cayenas o unas gotitas de Tabasco al gusto, para dar un toque de picante a la mezcla. Removemos de vez en cuando y esperamos que los ingredientes se doren bien y queden tiernos, y añadimos los ajos laminados y las tiras de pollo salpimentadas, para saltearlo durante unos minutos por todos lados, para que el pollo se dore bien, sin llegar a quemarse.


    En ese momento añadimos el vino blanco a la sartén y damos un golpe de calor intenso para que se evapore el alcohol, tras lo cual volvemos a dejar a fuego suave y añadimos el tomate triturado, y si hemos agregado cayenas, las sacamos entonces. Mantenemos a la misma intensidad para que se cocine bien el tomate durante unos 5-6 minutos aproximadamente, para acabar de hacer el relleno de la fajitas. Mientras tanto calentamos las tortillas que serviremos en la mesa, junto con el relleno que hemos preparado, que serviremos en un recipiente adecuado, y si quieres añadir algún tipo de salsa en otro bol, para que cada comensal se monte las fajitas a su gusto, siempre en caliente sin dejar que se enfríe el relleno.